23 mar. 2016

Su dueño tiene que irse y el pequeño no puede irse con él

Este bonachón es un Jack Rusell nacido en 2010. Es muy juguetón y cariñoso se lleva fenomenal con otros animales, así que puede convivir con compañía peluda.

A su dueño lo han destinado a otra ciudad y no puede irse con él, por lo que buscan una acogida temporal y quizá una adopción más adelante.

Tiene chip y todas las vacunas al día, listo para ir a una nueva casa.

Contacto Licha: 637 39 44 85 / Lichadiez@gmail.com

Haz 'click' en la foto para agrandarla. 
Publicar un comentario